Yoga Específico Para Tenis

El tiempo es protagonista en muchos deportes, apremiando sin compasión al perdedor. En el tenis, en cambio, el tiempo no se viste de verdugo.

Ya no hay tiempo” no puede ser jamás una excusa. El final de un partido lo marca el tesón, la perseverancia, la confianza , la capacidad de sufrimiento y de lucha de aquél que continua creyendo que puede ganar.

Aquél que controla los movimientos de su cuerpo pese al cansancio.  Aquél que consigue estar en el momento presente, sin pensar en el punto que acaba de perder o en las consecuencias que puede acarrear fallar el siguiente.

Gana aquél que tiene bajo control su cuerpo, sus pensamientos y sus emociones.

Estamos en una era en la que sabemos más sobre las características técnicas de nuestra raqueta y zapatillas que de nosotros mismos.

Cuando pregunto qué haces con tú cuerpo cuando sacas, haces una derecha, un revés, un remate, una volea... la respuesta suele ser la misma:

 “No lo sé. Lo hago de forma automática.”

 Si no reparas en tu posición, en qué músculos empleas, dónde te apoyas… ¿cómo lo mejoras?

El primer paso para mejorar es ser consciente. Ser consciente de cómo y qué haces, piensas y sientes.

Ese es el primero de los muchos beneficios que aporta el yoga en el deporte. Consciencia.

Aprendemos de manera consciente. Después de varias repeticiones, creamos un patrón mental, un “hábito” que nos facilita ejercitar lo aprendido de forma inconsciente. Ello ayuda a que podamos estar haciendo cualquier cosa mientras pensamos en otra. Esa es la razón por la que  deambulamos por el mundo con un “piloto automático”. Tú. Yo. Todos. Hasta que un día decides parar y observarte. En tan sólo unos segundos reparas en qué y cómo lo estabas haciendo. Lo analizas, lo mejoras y ,después de varias repeticiones, te superas incorporando un hábito mejorado a tu rutina inconsciente.

Cuando quitamos ese “piloto automático” nos volvemos conscientes de aquello a lo que en ese momento deseamos prestar atención; la postura de tu cuerpo cuando sacas, lo que piensas mientras botas la pelota o lo que sientes cuando fallas…

Con el Yoga Específico para el Tenis ganas consciencia, fuerza y flexibilidad allí dónde el tenis lo requiere. Al tener más control sobre tu cuerpo mejoras tus movimientos, compensas las asimetrías y evitas lesiones La flexibilidad mima los músculos y articulaciones que más sufren. Por eso se previenen lesiones. Se cuidan los isquiotibiales, los abductores, las rodillas, los tobillos, los hombros … Tus gestos se vuelven más seguros, más efectivos, más precisos.

El yoga te da consciencia para poder aprender, mejorar y crecer. La consciencia te da control. El control, poder. Y el poder, confianza y motivación para continuar mejorando y creciendo. Así es cómo llegamos a ser mejores deportistas y, lo que es más importante, mejores personas.

Éste es el camino hacia el éxito. Darte cuenta que estás “vivo”, física y mentalmente. Que tienes el control de tu cuerpo, de tu mente, de tus actos. Que puedes enfrentarte a todo y a nada. Tienes el poder. Tú, la raqueta y el mundo.

Tania Rada

No hay comentarios

Agregar comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies